Cómo limpiar energéticamente la casa

Esta ha sido una de las consultas que más he recibido y los tipos que aquí te daré también son válidos para cuando sientas que necesitas renovar la energía de tu hogar o porque no, de tu negocio.

En primer lugar investiga, si utilizas registros akáshicos consulta sobre la historia de ese lugar, pregunta que aprenderás allí. Muchas veces  tarde nos enteramos que era quizás un lugar sagrado o que vivió antes una familia con conflictos o incluso que hubo un accidente lamentable y esas vibraciones si no se transmutan y elevan con intenciones amorosas pueden quedar muy impregnadas y tu al habitar ese espacio sentir su efecto. En caso de que encuentres que hubo sucesos poco armoniosos y no sepas realizar limpiezas profundas, busca alguien acorde a la situación así no desgastas tu energía y tienes las tranquilidad de mudarte a un espacio agradable donde puedas expandirte en lugar de hundirte.

Primero limpia todo el lugar físicamente, deshazte de pertenencias de otras personas salvo que realmente te transmitan amor, ventila y revisa todos los recovecos, una vez que los muebles y pertenencias estén allí será difícil que logres alcanza ciertos lugares.

Una vez todo limpio de tierra y polvo, elige para hacer la limpieza un día de sol, lleva música que te inspire armonía y protección, hay varios mantras bellos que puedes utilizar, algunos son:

  • Triple mantra de protección
  • Mantra de gratitud
  • Om mani padme hum
  • Padre nuestro en arameo
  • Kodoish
  • Manto de la virgen de Guadalupe,

Lo importante es que ti te hagan sentir bien.

Antes de comenzar pide a tu ángel de la guarda que te acompañe y selle tu aura contra toda energía nociva para ti, e invita a los ángeles transmutadores del fuego violeta y del rayo azul a acompañarte en esta limpieza y purificación.

Cuando sientas que está activa la energía celestial, puedes comenzar a limpiar los pisos.

Prepara un balde con agua, agrégale tres chorritos de vinagre, suelo utilizar vinagre de alcohol, pero confía en ti, la intención es lo que cuenta y si lo deseas también tres chorritos de agua bendita, puedes decir al poner cada chorrito, que sean generosos, en nombre el Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, comienza a limpiar desde la última habitación hacia fuera sin agregar limpiadores, ceras o  perfumes, ni nada similar.

Puedes también preparar esa mezcla en un pulverizador y rociar todas las paredes y ventanas y sobre todo espejos, (recuerda no dormir con espejos en la habitación o en todo caso taparlos de noche.)

 

Cómo  Sahumar:

Compra carbones vegetales en alguna santería y consigue algunas de estas resinas o hierbas secas en una dietética o tienda natural, si tienes huerta de aromáticas puedes pedir permisos a las plantitas cortar algunas ramas y dejarlas secar en un lugar oscuro para utilizarlas luego.

Ruda macho o hembra o ambas depura energías densas, es un limpiador por excelencia al igual que el romero y el laurel

Romero: limpia

Laurel: limpia

Salvia blanca: Desimpregna ambiente pesados

Eucalipto: (o si consigues la planta de alcanfor mejor aún) desimpregna y refresca el ambiente purificándolo.

También puedes comprar:

Incienso: purifica con amor

Mirra: despega, no utilizar solo necesita porque ser complementado con otro elemento que eleve lo que se ha despegado.

Benjui: atrae armonía, calma y paz junto a la mirra y el incienso genera una limpieza profunda, también puedes usarlo con romero e incienso con esta misma finalidad.

Sándalo: atrae energía creadora, armoniza vínculos, es bueno usarlo para depurar espacios de emociones poco amorosas.

Palo Santo: su humo limpia y purifica la energía.

Antes de comenzar a sahumar, refuerza tu protección energética pidiendo asistencia, descálzate y cierra todas las ventanas y puertas para que el humo quede contenido.

Enciende el carboncito al aire libre, si estas en un departamento, sacalo por la ventana hasta que deje de humear y comienza a sahumar desde la última habitación, la que esté más alejada de la puerta, o por la planta alta por la pieza que esté más lejos de la escalera. Ve recorriendo tu hogar y las habitaciones en sentido horario, puedes mantrar tres veces en cada espacio el Kodoish, Kodoish, Kodoish Adonai ‘Tsebayoth (Sabayoth), y agradecer por la llegada de las nuevas energías limpias y amorosas.

 

Importante

-Asegúrate de tener abiertos los roperos y cajones, bajo mesadas

-Llevar el humo hacia las esquinas y que la energía circula en forma espiralada y en ellas se estanca.

-Siempre prende velas, carboncitos y sahumerios con fósforos

 

Deja que el humo actúe por unos 30 minutos, puedes esperar fuera.

Cuando ingreses nuevamente da gracias a los ángeles y seres de luz por su ayuda y compañía y comienza a abrir las ventanas para ventilar completamente agradeciendo que sólo el amor y luz han permanecido.

Luego, límpiate tú, realiza un baño de descarga frotando sal marina en tu cuerpo y pies a fin de que también te sientas tu energía renovada y disponte a disfrutar tu nuevo hogar.

Paso a paso resumido:

-Cierra todas las puertas y ventanas así el humo queda en el interior.

-Abre todos los cajones y puertas de los muebles.

-Protegete y pedí asistencia divina

-Bendice con tus palabras o hacerle reiki a los elementos que usaras, agradécele al alma de las plantitas por ayudarte a sanar.

-Comienza por la habitación más alejada de la puerta de entrada y finaliza saliendo.

-Sahuma en sentido horario, poniendo atención a las esquinas.

-Deja que el humo actúe por 30′, en lo posible permanece afuera.

-Ventila y realízate un baño de descarga, utiliza infusión de ruda desde los hombros hacia bajo.

–Agradece a cada instante el amor y bienestar que llega a ti–

Que seas feliz siempre, abrazos.

Gisela.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *